Alonso: «He conseguido hacer realidad mi sueño»

Alonso: (Gala FIA 2005) Fernando Alonso recibió la semana pasada el trofeo que le acredita como Campeón del Mundo de Fórmula Uno de la temporada 2005 en la gala de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) celebrada el pasado viernes en Mónaco

A continuación el piloto asturiano de Renault nos comenta cómo transcurrió el mágico evento.

"El jueves pasado estaba en Florida pasando unos días de vacaciones. Teníais que verme en plan turista, con las clásicas bermudas y camisetas, y visitando Disneyworld… y de repente tan sólo un día después, el viernes por la noche estoy en el Sporting dÉté de Mónaco, en la gala de la FIA, recibiendo un premio y vestido de smoking… ¡era como estar en otro mundo! Llegué sobre las 20:15 con mi manager, Luis. En la puerta ya nos aguardaban bastantes fotógrafos… y empezaron los disparos de flashes. ¡Tengo que confesarte que estos días no he echado de menos a la prensa!

Lo primero, nos llevaron a la sala VIP. Estuvimos allí media hora y más que nada me dediqué a charlar con gente a la que llevaba tiempo sin ver. Pasé un rato muy agradable con Michael, estuvimos hablando de las vacaciones, de la familia, ¡de todo menos de la Fórmula Uno! También estuve con Flavio. Hablamos del 2006, del nuevo coche…

Después de cenar comenzó la entrega de premios, yo estaba bastante nervioso. Los de Fórmula 1 eran los últimos en entregarse, así que me pude relajar un poco mientras desfilaban las distintas categorías de Karts, Dragsters, Camiones, Rallyes… todo el mundo tuvo su premio. Los premios de karts me hicieron acordarme de mis inicios hace ya tanto tiempo… y es que esa noche tan especial era la culminación de 20 años de trabajo.

Luego uno de los organizadores vino a buscarnos a Flavio y a mí, y nos fuimos discretamente con él. Nos situamos en el escenario, pero detrás del telón. Mientras, los invitados veían un video de la temporada de F1. Alcancé a ver algunas imágenes y se me puso la carne de gallina. ¡No son muchas las oportunidades que tengo de ver un Gran Premio desde fuera del cockpit!

Después todo sucedió muy rápidamente. Kimi y Michael salieron a recoger sus trofeos. Después se alzó el telón. Durante dos o tres minutos se retransmitieron imágenes de F1 en una pantalla gigante, con música flamenca de fondo. Luego la pantalla desapareció y ahí estábamos Flavio y yo, solos en el escenario. Los focos me enfocaron y el publicó aplaudió. Y por fin, ahí estaba. Un trofeo precioso, brillando delante de mis ojos. El Campeonato Mundial. Estiré mi mano y lo toqué lentamente, finalmente era mío. Había conseguido hacer realidad mi sueño. Flavio también estaba recogiendo el trofeo de Constructores. Nos miramos. Estaba sonriendo, orgulloso, emocionado y feliz, igual que yo.

Nunca olvidaré aquella noche. El trofeo permaneció junto a mí durante toda la velada. Lo miraba hipnotizado, maravillado. Pensé en mis compañeros de las factorías de Enstone y Viry, que habían celebrado juntos el campeonato. No había podido estar físicamente con ellos, pero sí con el corazón, y les agradecí una vez más su extraordinario trabajo y esfuerzo. Me sentía como en una nube, tuve que pellizcarme para sentir que era real lo que estaba viviendo. Ha sido una experiencia tan fuerte que todavía me cuesta asimilarla. Soy el nuevo Campeón del Mundo.

Escrito por Pablo Gonzalez Martino el 15 diciembre, 2005 | ningún comentario
, Sin categoría

Déjanos tu comentario