¡Cuidado con los semáforos ecológicos!

(Novedades – Coches) En EEUU, se ha producido un caso curioso de, por así decirlo, voluntad ecológica contraproducente. Un propósito tan loable como el de ahorrar energía y contribuir al respeto sobre el medio ha tenido repercusiones perjudiciales. Aunque no para la naturaleza si no para los conductores y viandantes. Varias ciudades estadounidenses apostaron por semáforos de bajo consumo pero la decisión, positiva en estos tiempos de cumbres y debates climáticos, no parece tan buena idea si se tiene en cuenta un factor importante: el frío.

No es la única propuesta medioambiental relacionada con estas señales, las hay de más originales como ya vimos con la Onda Verde en Galícia o el nuevo semáforo con contador progresivo para conductores. Sin embargo, estos semáforos ecológicos se han convertido en noticia por los serios problemas que han ocasionado.

Y es que, según informa el canal norteamericana ABC News, muchos de estos semáforos fallaron debido a las bajas temperaturas de invierno. Al ser de bajo consumo, las bombillas calientan menos y en consecuencia no logran derretir la nieve que cubre estas señales luminosas. Discernir entre el rojo y el verde se convierte, entonces, en una tarea sumamente compleja debido a la pantalla de nieve que se forma.

Las bombillas de bajo consumo ofrecen muchas más ventajas con respecto a las anteriores. Además de que gastan menos, resultan mucho más económicas y son más duraderas. Sin embargo, ante inconvenientes como los que se les han presentado a nuestros vecinos yankis, la utilidad de las mismas se pone en tela de juicio.

Sobre todo, porque dicha disfuncionalidad ha provocado más de una docena de accidentes de tráficos, uno de ellos mortal. Así lo aseguraba la cadena, que recogía varias declaraciones, entre ellas la de un agente de seguridad. El policía confirmaba la seriedad del problema y expresaba que de haber sido visibles las luces del semáforo, el siniestro que acabó con la vida de una mujer en Illinois se hubiese evitado.

Ya se han comenzado a poner en práctica algunas soluciones para recuperar la visibilidad de estas bombillas de bajo consumo. Desde alternativas más avanzadas tecnológicamente, como cubrir los semáforos de substancias que repelen el agua, a opciones más de andar por casa, con patrullas que se ocupen de quitar la nieve a mano o bien con aspersores de aire.

Escrito por Raul Morillo el 17 diciembre, 2009 | ningún comentario
Etiquetas: , , , Coches

Déjanos tu comentario