Di Grassi: «Siempre he competido contra fuertes apellidos»

Lucas di Grassi, piloto de Virgin Racing

(Declaraciones – F1) El piloto brasileño, que esta temporada cumplirá su sueño de debutar en la Fórmula 1 de la mano de Virgin, recuerda que su aterrizaje no ha sido nada fácil.

El estado actual de la Fórmula 1 no permite a los equipos el poder disputar el campeonato sin pensar en el lado económico, y más con el contexto de crisis económica que asola en todo el planeta. Y he aquí donde entra el papel de los patrocinadores, sobre todo los que puedan aportar los pilotos.

Este invierno, con la entrada de cinco equipos nuevos (Campos Meta, USF1, Virgin, Lotus y Sauber) se ha podido ver como los patrocinadores han tenido un papel importante de cara a la configuración de la parrilla, con la existencia de pilotos como Pedro Martínez de la Rosa, cuyo problema para fichar por Campos Meta es simplemente económico. En una situación similiar se ha visto el nuevo piloto de Virgin, Lucas di Grassi.

De 25 años, la carrera del brasileño ha ido en línea ascendente desde la Fórmula 2 brasileña, donde terminó subcampeón. En 2003 fue subcampeón de la F3 Sudámericana pese a no participar en 6 de las 18 carreras, resultado que le permitió entrar en el Programa de Desarrollo de Pilotos de Renault, donde ha permanecido hasta este invierno. En Renault su ascenso ha ido paso a paso, saliendo vencedor del GP de Macao en 2004. Pero, pese a sus buenos resultados los tres últimos años en las GP2 Series (subcampeón en 2007 y tercero en 2008 y 2009), los patrocinadores no siempre han estado de su parte, y el propio Di Grassi ha explicado el porqué: «Siempre he tenido que competir contra pilotos con fuertes apellidos. Siempre ha sido difícil encontrar patrocinadores«.

Cabe mencionar que de su misma generación son los pilotos Nelson Piquet y Bruno Senna, hijo y sobrino respectivamente de Nelson Piquet y Ayrton Senna, ambos tricampeones del mundo de la F1. Dichos apellidos, de dos pilotos brasileños con fuerza y peso en la Fórmula 1, le han cerrado el paso a varios patrocinadores, sin tener en cuenta la calidad deportiva, importante para llegar a la Fórmula 1, pero no única virtud necesaria. De los dos pilotos mencionados, Piquet ha estado temporada y media en la F1, pero ahora su regreso a la competición está más que complicado tras su marcha de Renault y el crash-gate de Singapur’08. Senna, por su parte, es el único piloto confirmado para Campos Meta. Motor21 avanzó en exclusiva su fichaje, y ahora será uno de los rivales que Di Grassi tendrá en la pista.

Escrito por Borja Igual el 18 diciembre, 2009 | ningún comentario
, Sin categoría

Déjanos tu comentario