El alcolock se impone en Bélgica

control de alcoholemia

(Novedades – Coches) Al oír la palabra alcolock muchos os preguntaréis de qué se trata. No parece extremadamente difícil de adivinarlo con sólo escuchar su nombre, y aún menos teniendo en cuenta que estamos en un blog de motor. Como muchos pensaréis el alcolock está relacionado con el alcohol y formaría parte de la familia de los alcoholímetros…La diferencia sin embargo está en que el alcolock se instala en los coches de las personas que han sido pilladas en estado de embriaguez previamente por el alcoholimetro y sirve por lo tanto para asegurarse de que no tropiecen otra vez con la misma piedra.

El artilugio en cuestión se aplicará en Bélgica próximamente y tiene un coste entre 1000 y 2000 euros que tendrá que ser abonado por el propio conductor. De este modo, en Bélgica cualquier conductor que sea cazado borracho una vez deberá instalarse el alcolock y a partir de entonces cada vez que quiera poner el vehículo en marcha tendrá que realizarse el test para garantizar que no ha bebido ni una gota. Los datos de la prueba quedan entonces almacenados en un chip, que tiene registrados los índices de alcohol permitidos en la legislación vigente.

Lo cierto es que parece una buena iniciativa parar frenar el consumo de alcohol, aunque sabiendo que quien sea sancionado deberá desembolsar de 1000 a 2000 euros la cosa se complica ya un poco.

Escrito por Alba Galve el 15 noviembre, 2010 | ningún comentario
, Sin categoría

Déjanos tu comentario