Loeb quiere estar en Abu Dhabi con Toro Rosso

Loeb, con Red Bull en Montmeló

(Noticias – F1) El hombre-récord del Mundial de Rallies, Sebastien Loeb, se ha puesto entre ceja y ceja disputar un Gran Premio de Fórmula 1. La última cita, en Abu Dhabi, su objetivo.

Sebastien Loeb, con cinco títulos mundiales conquistados de manera consecutiva, es el hombre récord del WRC, el Mundial de Rallies. Nadie ha logrado cinco entorchados, nadie ha conseguido 52 victorias, nadie tiene 63 podios. Una leyenda viva de los rallies que piensa en dar el salto a la Fórmula 1.

Según publica As, Loeb ha comenzado las gestiones para ocupar el volante de Sebastien Buemi o el de Jaime Alguersuari (Red Bull se está jugando el Mundial). El debut de Loeb, sin embargo, no llegaría hasta el GP de Abu Dhabi, la última prueba del calendario. Y es que Citroën no es partidario de que haga pruebas en otros deportes cuando el WRC todavía está en juego. Y este año más que nunca. Tras vencer en las primeras cinco pruebas, Loeb perdió el liderato en favor de Mikko Hirvonen tres pruebas después y ahora va a remolque. Y el GP de Abu Dhabi es el único que se disputa una vez finalice la temporada del WRC.

Cabe recordar que cuando la marcha de Sebastien Bourdais se hizo realidad, Loeb se ofreció a Toro Rosso para sustituir a su compatriota, y entonces la marca francesa emitió un comunicado en el que recordaba el contrato del piloto francés, que se regía al Mundial de Rallies. Y de ahí a que ahora Loeb prefiera esperar a Abu Dhabi.

El interés del pentacampeón francés por la categoría reina del automovilismo no es nuevo. El pasado noviembre, una vez finalizó la temporada 2008, Loeb participó en los tests celebrados en el Circuit de Catalunya con Red Bull, marca que patrocina al equipo Citroën en cuanto la bebida energética fue aprobada en Francia. En un test en el que participaron diecisiete pilotos, Loeb terminó octavo por delante de pilotos como Piquet, Klien, Hulkenberg, Gené o Sutil. Entonces ya se especuló con su posible salto a la F1 y en Toro Rosso llegaron a afirmar: «estamos abiertos a cualquier novedad». Ahora, dicha novedad, podría ser en el GP de Abu Dhabi.

A todo esto cabe añadir el posible interés comercial de Red Bull en Francia. La marca de bebidas energéticas estaba prohibida en el país galo y, cuando el año pasado se permitió su venta, patrocinaron a Citroën pese a que el Mundial había comenzado. Ahora, colocar a Loeb en la F1 podría ser beneficioso para los intereses de Red Bull en Francia.

Déjanos tu comentario