Los equipos esperan órdenes de Ecclestone

Circuito de Sakhir, GP de Bahréin 2010

(Noticias – F1) Las escuderías, reunidas por la tarde para tratar la situación de Bahréin, donde en principio debería celebrarse la última jornada de test y el primer Gran Premio de la temporada, pero las revueltas sociales que vive el país podrían cancelarlo todo.

La gran duda que esta semana hay en el paddock del Circuit de Catalunya, donde se están celebrando los penúltimos tests de la pretemporada, es si la Fórmula 1 debe viajar o no a Bahréin, donde la situación política y social no mejora con revueltas de una población que quiere mejoras sociales y democráticas. Con cuatro días de tests (03-06 de marzo) y el Gran Premio inagural (13 de marzo) en el horizonte, el problema de la seguridad es latente, y más después de cancelarse la prueba de las GP2 Asian Series, prevista para este fin de semana.

Las escuderías decidieron reunirse ayer por la tarde, una vez finalizó la primera jornada de entrenos en el Circuit de Catalunya y, tras dos horas de reunión, los equipos dejarón en manos de la FIA y la FOM la cancelación o no. Christian Horner, jefe de Red Bull, señaló que delegan cualquier toma de decisión, aunque no ocultaron su preocupación por lo que ocurre en el país del Golfo Pérsico: “Ir o no es algo que no debemos decir nosotros. La FIA y el promotor, Ecclestone, tienen más información y haremos lo que ellos digan“, afirmó el británico.

“Si Bernie dice que es seguro confiamos plenamente en su decisión, porque tienen mucha más información que nosotros, sólo somos competidores”, prosiguió Horner, que añadió que la celebración o no de los entrenamientos, que al ser tests privados se pueden cancelar unilateralmente si la FOTA lo desea, tendría su lógica si se va a disputar la carrera. Es decir, viajar si se va a correr la carrera: “Podríamos decidir si ir o no, pero tiene más sentido hacerlo si sabemos que va a haber carrera“, indicó.

Bernie Ecclestone, por su parte, afirmó ayer viernes por la mañana tener mayor esperanza por que la situación en Bahréin iba a mejorar, aunque posteriormente por la tarde se desdijo. “Esperaremos a ver cómo se desarrollan los acontecimientos y tomaremos la decisión la próxima semana”, aseguró a la BBC, repitiendo el mensaje de que se tomará una decisión antes del próximo miércoles.

Sobre la cancelación del Gran Premio, existe la posibilidad de anularlo directamente, o bien sustituirlo por otro. Abu Dhabi sería la opción ideal en este caso, al encontrarse geográficamente cerca, de forma que la fecha del GP de Abu Dhabi (13 de noviembre) podría ser utilizada para otro Gran Premio (Bahréin, si la situación es la adecuada, u otra, donde han salido nombres como Aragón, Portugal y Catar). En cuanto a los tests, el Circuit de Catalunya se ha ofrecido, si bien los petrodólares de Abu Dhabi, si finalmente se queda con la carrera inaugural, podrían enviar la Fórmula 1 al Golfo Pérsico tal y como estaba previsto, solo que al país de al lado.

Déjanos tu comentario